EN ESTO CREEMOS


LAS ESCRITURAS.

Enseñamos que las escrituras de 39 libros del Antiguo Testamento y los 27 libros del Nuevo Testamento fueron plenaria y verbalmente Inspirados por Dios, y son el resultado de hombres controlados por el Espíritu Santo, y por lo tanto son enteramente sin error en sus documentos Originales.
Enseñamos que la Biblia es la suprema y única regla de Fe y práctica.

EL VERDADERO DIOS

Enseñamos que hay un solo Dios, creador de los cielos y la tierra, que se manifiesta en tres personas. EL PADRE, EL HIJO Y EL ESPÍRITU SANTO; iguales en poder y gloria, ejecutando distintos y armoniosos oficios en la gran obra de la redención.


El SEÑOR JESUCRISTO

Enseñamos la deidad absoluta del Hijo Jesucristo, Dios siendo manifestado en carne; Jesucristo existió desde la eternidad con el Padre y con el Espíritu Santo. Creemos que nació de la virgen María, que vivió una vida absolutamente sin pecado y que en su muerte hizo satisfacción completa y sustituta por el pecado. Jesucristo resucitó al tercer día y ascendió corporalmente al cielo. Arrebatará su Iglesia al cielo y luego de la tribulación de 7 años, volverá a este mundo físicamente para establecer su Reino terrenal y para sentarse sobre el trono de David durante 1000 años.

EL ESPÍRITU SANTO

Enseñamos que el Espíritu Santo es la tercera persona de la trinidad, poseedor de todos los atributos de personalidad y deidad; que convence de pecado, justicia y juicio; que da testimonio de la verdad del evangelio en la predicación, que produce el nuevo nacimiento, sella, guía, enseña, santifica y lleva al creyente a ser como Cristo para la gloria de Dios. Creemos que el Espíritu Santo bautiza a cada persona en el momento de su nuevo nacimiento, incorporándola en el cuerpo de Cristo. (La iglesia)


DONES DEL ESPÍRITU SANTO

Enseñamos que un don espiritual es una capacidad dada por el Espíritu Santo a cada creyente, en el momento de su salvación, que se descubre y desarrolla a través del servicio.
Enseñamos que el Espíritu de Dios dio dones espirituales a la Iglesia para que ella los utilice para la edificación del cuerpo de Cristo.
Enseñamos que los dones milagrosos de la era apostólica han cesado con la desaparición de los apóstoles y sirvieron de señal para autenticar el mensaje de la iglesia: Profecía, lenguas, interpretación de lenguas, ciencia, sanidad, apóstol, milagros y discernimiento de espíritus.

EL HOMBRE

Enseñamos que las Escrituras enseñan que el hombre fue creado por Dios en inocencia, más por la trasgresión voluntaria cayó de ese estado, y en consecuencia, todos los hombres son ahora pecadores por herencia y por su propia voluntad. Por lo tanto la humanidad está bajo la justa condenación de la perdición eterna.
Enseñamos en la total depravación espiritual del ser humano


SATANÁS

Enseñamos que las Escrituras enseñan que existe el diablo y que es “el dios de este siglo, el príncipe de la potestad del aire”.
Enseñamos que está lleno de engaño, que busca continuamente frustrar los propósitos de Dios y engañar a los hijos de los hombres.
Enseñamos que su fin es ser lanzado al lago de fuego eterno

LA SALVACIÓN

Enseñamos que las Escrituras enseñan que la salvación de los pecadores es únicamente por Gracia (Solo Gracia) y voluntad soberana de Dios, para su propia gloria(Solo a Dios la gloria), mediante la Obra perfecta de Jesucristo(Solo Cristo) en la muerte sustitutiva en la cruz, sepultura y resurrección corporal. Por lo tanto, no es por nuestras Obras, y solo bajo la condición de arrepentimiento y Fe en Jesucristo (Solo Fe).La fe viene por el oír y el oír por la Palabra de Dios (Solo Escritura) Con arrepentimiento queremos decir que el hombre debe venir con una actitud humilde a Cristo dejando atrás el pecado.
Enseñamos que habiendo ejercido Fe en Jesucristo, el creyente es completamente perdonado, justo ante Dios, adquiere una nueva naturaleza (La divina) por el poder del Espíritu Santo y está en posesión de una Salvación que es Eterna y segura. Aunque la salvación es una decisión divina que depende solamente de la gracia soberana de Dios, la Palabra enseña que el hombre es responsable de sus acciones.


LA CREACIÓN

Enseñamos que la creación histórica como está descrita en Génesis, y que debe ser aceptada literalmente y no alegóricamente. No encontrarnos en ella ninguna alusión a un proceso evolutivo.

LA IGLESIA

Enseñamos que la Iglesia de Jesucristo tiene dos aspectos: El cuerpo de Cristo (Todos los creyentes desde Pentecostés hasta el rapto) y la iglesia local (Creyentes que se reúnen en un determinado lugar geográfico). Y comenzó en Pentecostés 50 días luego de la resurrección del Señor.
Enseñamos que la Iglesia local es un cuerpo de creyentes bautizados por inmersión, al confesar a Jesucristo como Salvador y Señor. Tiene dos oficios: Pastores y Diáconos. Es autónoma en su Gobierno y se junta para Adorar, participar de las obras que Dios ya tiene preparadas, participar de las ordenanzas(ver K) y la proclamación mundial del evangelio.


LAS ORDENANZAS

Enseñamos que el bautismo y la santa cena, son las únicas ordenanzas de la iglesia local, y que deben ser administradas exclusivamente por ella.
Creemos que el bautismo es por Inmersión del creyente en agua; es un símbolo para mostrar la muerte, sepultura y resurrección de Jesucristo, y es una identificación del creyente con Jesucristo y su iglesia.
Enseñamos que la Cena del Señor Jesucristo es una conmemoración de su persona y su obra en la cruz. Se debe recordar su obra hasta que él Vuelva, y debe ser acompañada siempre de un solemne examen en la vida de cada creyente.

EL ESTADO ETERNO

Enseñamos que todos los que por fe son justificados en el nombre de Jesucristo pasarán la eternidad en la presencia de Dios y los que en incredulidad rechazan la oferta de la misericordia de Dios, pasarán la eternidad en castigo eterno, en el Lago de fuego que arde de día y de noche.